Ves al contingut. | Salta a la navegació

Seccions

5.000 bicis a la semana en el nuevo carril de conexión con Barcelona

Ampliar la red de vías ciclistas es uno de los objetivos del Plan de Movilidad Sostenible 2020

26 de junio de 2018

Era muy esperado y los datos lo están corroborando. El nuevo camino para bicicletas y peatones, de 890 metros de longitud, que conecta Esplugues con la Diagonal de Barcelona a través de Finestrelles se ha convertido después de los primeros tres meses en una vía muy utilizada tanto para el paseo como para desplazarse de un municipio a otro (para trabajar, para estudiar, para llevar al niño a la escuela...) de una manera más cómoda y en un entorno agradable.

Según el contador ubicado en uno de los extremos del vial, desde la puesta en marcha, el 19 de marzo, hasta el 20 de junio habían pasado 73.698 bicicletas. Esta cifra equivale a una media de tráfico de cerca de 5.000 bicis a la semana y de 752 al día.

La semana con más tráfico fue la del 21 al 27 de mayo, con 7.054 ciclistas. Los datos también permiten ver que el fin de semana, el uso se intesifica. De hecho, el día más transitado hasta ahora es el domingo 15 de abril, con 1.599 bicis.

Pero este camino, impulsado por el Área Metropolitana y los ayuntamientos de Esplugues y Barcelona, ​​no sólo hace servicio a las personas que se desplazan sobre dos ruedas, sino que también tiene espacio para hacer el trayecto a pie o running. El vial, que cuenta con zonas de descanso equipadas con bancos, sillas y aparcamientos para bicis, se ha convertido en una buena opción para llegar caminando desde Esplugues en Barcelona, ​​superando las barreras que en las últimas décadas supusieron la construcción de la autopista B-23 y la Ronda de Dalt.

Precisamente, la ampliación y mejora de la conectividad de la red de vías ciclistas en el municipio es uno de los objetivos del Plan de Movilidad Sostenible 2020 que el Ayuntamiento aprobó definitivamente el año pasado.

Avenida Països Catalans

En este sentido, también hay que destacar el estreno, más o menos al mismo tiempo que la anterior, del carril bici bidireccional construido por el Ayuntamiento en la avenida Països Catalans -en detrimento de un carril para vehículos y en paralelo a la reforma de la principal acera de esta arteria- como continuación, por la parte de Esplugues, del camino de conexión con Barcelona.

Este carril, de 2 metros de anchura y separado de la calzada por una barrera de seguridad, recorre la avenida desde el Pont d'Esplugues hasta la avenida Jacint Esteva, una vía frecuentada por los vehículos que entran o salen en Esplugues por la autopista o por la Ronda de Dalt.

El punto más conflictivo de convivencia es la rotonda de la plaza Josep Català i Soler, que se ha resuelto incorporando un innovador botón en el semáforo de los ciclistas, a imagen de algunos semáforos de peatones, para que su carril se ponga en verde. Para que esto tampoco provoque el colapso de los vehículos que acceden desde la autopista, se está trabajando con el Ministerio de Fomento -de quien depende esta salida- en una nueva programación semafórica que funcionará 24 horas y que cambiará en función de la afluencia de tráfico procedente de la autopista.

Del centro a Sant Just por Laureà Miró

El Ayuntamiento ya trabaja en otro proyecto para construir un carril segregado para ciclistas que conectará la plaza Santa Magdalena, en el centro de Esplugues, con Sant Just Desvern a través de la calle Laureà Miró. De 2,30 metros de ancho, será bidireccional y ocupará parte de la calzada por donde ahora pasan los vehículos en dirección a San Just. "Queremos pacificar Laureà Miró, para que nuestras vías sean para el vecindario y no para los que estén de paso", dijo el concejal de Territorio y Sostenibilidad, Eduard Sanz, durante la presentación pública del proyecto que se hizo en marzo.

© AJUNTAMENT D'ESPLUGUES DE LLOBREGAT
Plaça Santa Magdalena, 5-6 - CP 08950 | NIF P0807600B | Telèfon: 93 371 33 50 | Fax: 93 372 29 10 | Correu electrònic: ajuntament@esplugues.cat