Ves al contingut. | Salta a la navegació

Seccions

Ética

Marcos Sánchez - PPC

Durante el pasado Pleno Municipal aprobamos el conocido como “Código ético” o, mejor dicho, “Código de Buen Gobierno del Ayuntamiento de Esplugues”.

Este hecho no sólo obedece a la obligación legal de dotar la gobernabilidad de la ciudad de mayores y mejores elementos de control y transparencia, sino también al compromiso de todos los partidos de ir más allá y atender a las demandas (casi diarias) que nos hacéis llegar.

Incluso en el último proceso participativo (llevado a cabo con motivo de conocer las prioridades que debían componer el Programa de Actuación Municipal) una mayoría importante de vecinos nos pidió que en materia de buen gobierno, transparencia y compromiso nos debíamos poner las pilas.

Hoy disponemos de una herramienta útil, concreta y eficaz para que todos aquellos que servimos a la ciudad (ya sea desde el gobierno o desde la oposición) lo hagamos siempre con honradez, eficiencia y pensando únicamente en el bien común.
Un código, además, que constituye una comisión de control formada por todos los grupos municipales y que velará por su estricto cumplimiento. Estaremos alerta por si debemos modificar o mejorar el texto aprobado.

Desgraciadamente en nuestro día a día escuchamos muy a menudo términos jurídicos como el de “imputación”, “procesamiento”, “declaración en calidad de testigo”, etc… y muchas veces nos perdemos en ese debate… Sobre cuándo debe dimitir un político, o sobre cuándo el Partido debe expulsarle, o abrirle expediente… La legalidad vigente está para ser cumplida, y en este código no abundamos más en ella. Los responsables públicos debemos respetar y cumplir la legalidad, nos guste más o menos. Faltaría más.

Pero los políticos más allá de asumir, si es el caso, responsabilidades judiciales tenemos también otro tipo de responsabilidad que no podemos ni debemos obviar: la responsabilidad política. Y ahí erradica la novedad en este código: además de los límites de la ley, nos autoimponemos límites, controles y obligaciones más estrictas que las que marca la propia Ley.
Los responsables políticos no SÓLO debemos actuar con respeto de la legalidad vigente. Ese no puede ni debe ser nuestro único límite: la ética, la rectitud, la honradez, los comportamientos éticos y estéticos también deben estar tasados por una norma que nos controle y nos reprenda en caso de incumplirla.

Los 21 concejales del Ayuntamiento de Esplugues estamos en política de forma voluntaria. Nadie ni nada nos ha obligado, únicamente el deber cívico que nos llevó a defender en una institución nuestro modelo de ciudad. Debemos a la ciudadanía un respeto y éste, a partir de ahora, puede ser exigido por todos vosotros.

Marcos Sánchez (PPC) a El Pont d'Esplugues - Abril 2016

© AJUNTAMENT D'ESPLUGUES DE LLOBREGAT
Plaça Santa Magdalena, 5-6 - CP 08950 | NIF P0807600B | Telèfon: 93 371 33 50 | Fax 93 372 29 10 | ajuntament@esplugues.cat